Actualmente, la gran cantidad de tendencias e innovaciones tecnológicas que se están implementando en el sector asegurador es creciente, este hecho incentiva el uso de Internet y de todo cuánto abarca este medio con vistas a la venta de los productos y servicios de este tipo de compañías.

Por tal motivo, hay un incremento respecto al número de compañías que son activas en Internet.

Se han llevado a cabo algunos estudios sobre esta disposición y se concluye que el número de compañías de seguros las cuáles tienen página web es casi total, y que la gran mayoría dispone de más de un “site o página web” referente a su marca (pero abarcable a distintos ámbitos de la misma).

Un añadido relevante es la importancia que brindan las aseguradoras a enmarcar como contenidos principales sus artículos de investigación propios o blogs, ya que este tipo de apartados suelen ir adheridos a sus páginas de inicio en sitio web. Además, cada uno de los contenidos de las mismas es responsivo, adaptándose completamente a cualquier dispositivo como pueden ser wereables, smartphones, tablets, portátiles, entre otros.

Esto supone un gran margen de actuación y adaptación a este tipo de compañías que han sabido adecuarse estratégicamente a las nuevas disposiciones del marketing digital del mercado.

Respecto a la adaptabilidad de estas plataformas a la venta de servicios, comentar que es un porcentaje menor, correspondiente a menos de la mitad de las empresas aplicadas para los estudios, las que ofrecen la posibilidad de contratar sus productos a través de sus propias páginas web. Éstas compañías o por lo menos un gran porcentaje de ellas,  operan bajo la imagen comercial de una gran cabecera como es el caso de Verti, aseguradora proveniente de Mapfre o Fénix Directo que proviene de Allianz, o Direct de Axa, éstas mismas disponen de un servicio que permite contratar sus servicios única y exclusivamente a través de su página web, lo que se traduce en una notable reducción de costes para la compañía y por tanto, una mejora de las condiciones ofrecidas al cliente. Esto supone una reducción del precio de la póliza y todo ello debido a la implementación de departamentos de comercialización en Internet que incentivan el hecho de disponer de una oficina virtual para dirigirse a sus clientes.

Estos datos se suavizan a la hora de medir la inversión económica que destinan a la promoción de la publicidad en Internet, y es que representan un 25% del capital destinado a inversión total de marketing. Cada vez más, Internet va abriéndose camino en comparación con los métodos de promoción tradicionales como la televisión, en referencia a la inversión de publicidad por parte de las empresas.

Esta información nos confirma que el sector asegurador va tomando cada vez más presencia en Internet, una ventaja competitiva clara, teniendo en cuenta, que este medio será el que esté a la cabeza en un futuro inmediato.

Departamento de Marketing y Comunicaciones

Elaboración Propia